Buen viaje Ripley


Se fue un amigo, Ripley ya no está, emprendió un viaje sin retorno y allá donde está ya no hay sufrimiento ni dolor, sólo la paz infinita en el mar del cielo.
Mi amigo me enseñó a no torcer el horizonte, a centrar la luna, a procesar la foto original para afinar el trabajo, a desdibujarlo o darle un "toque" y subir el listón. Mi amigo me enseñó que la vida tiene sentido si tienes el coraje de vivir a pesar de todo y contra todo, si sigues adelante contra viento y marea.
Buen viaje, Ripley, siempre estarás en mi corazón.

Share this:

10 comentarios:

  1. La verdad es que me he quedado helada... Un abrazo Montse...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando me enteré también me quedé helada, no podái ni quería creerlo.

      Eliminar
  2. Montse, ¡cómo le gustaría esa foto que le has dedicado! aunque seguro que la criticaría por no aparecer calles, personas, casas, la urbe que tanto le gustaba.
    Salu2

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que le habría encontrado alguna cosilla, pero le habría gustado.

      Eliminar
  3. Ha sido como un jarro de agua fría.
    Mi más sentido pésame a su familia y amigos.

    ResponderEliminar